La Economía de los no Especialistas

Just another WordPress.com weblog


1 comentario

Soros: "El oro es la burbuja definitiva"

El magnate advierte de que aunque el metal seguirá subiendo, "no es seguro en absoluto y no va a durar para siempre"

image EL PAÍS – Madrid – 16/09/2010

El oro alcanzó el martes su precio más alto de la historia, y pronto marcará nuevos máximos, según los analistas, que atribuyen su imparable ascenso a las persisitentes dudas sobre la recuperación y la caída del dólar. Sin embargo, aunque aún queden escalones que subir en esta escalera, está por ver si su final es un flamante ático o un estupendo batacazo. "Yo llamo al oro la burbuja definitiva porque seguirá subiendo pero no es seguro en absoluto y no va a durar para siempre", ha resumido el magnate George Soros en declaraciones recogidas por Reuters.

La aversión al riesgo sigue dirigiendo las decisiones de muchos inversores. El anhelo de poner el dinero a buen recaudo de la incertidumbre que ahora domina los mercados que otrora eran los favoritos de los agentes, como la renta variable, está detrás de la pujanza del oro, que esta semana llegó a venderse a 1.273 dólares la onza. En su cotización también influye, y mucho, la evolución del dólar, que aunque hoy está recuperando algo sus posiciones frente al yen tras la intevención del Banco Central de Japón, ha perdido valor frente al resto de monedas de la cesta de divisas de referencia en las últimas semanas.

Al cotizar en dólares, el oro corrige las caídas en la divisa estadounidense con subidas de precios para corregir la pérdida de valor provocada por la depreciación de la moneda. Gracias a ello, este metal precioso se ha convertido en una de las inversiones más seguras en lo que va de año y, de hecho, presenta el inhabitual logro de haber cerrado los últimos diez ejercicios consecutivos al alza. Pero, como advierte Soros, "no va a durar para siempre".

Fuente: El País

Anuncios


Deja un comentario

La bolsa y el milagro de los panes y los peces

@S. McCoy – 08/09/2009

Hoy someto a su debate uno de esos artículos que se antojan imprescindibles para comprender lo que está ocurriendo en estos días en los mercados financieros en general y en las bolsas en particular. Lo firma Tony Jackson en el Financial Times de ayer (Equities surge raises questions on reliability of bounce). Como se puede intuir del propio encabezamiento, hace referencia a la mayor o menor solidez del rebote y a su posible continuidad en el tiempo. Para ello, el autor desarrolla uno de los elementos de riesgo que comentábamos en este Valor Añadido hace tan sólo ocho días (31 de agosto, El enorme peligro de creer que aquí no ha pasado nada): la imposibilidad de un crecimiento sostenido de los beneficios, y por tanto de las valoraciones bursátiles, de forma paralela a una importante contracción de las ventas de las compañías cotizadas. La cuadratura del círculo es, por definición, imposible aunque algunos osados se atrevan a comprar la idea, financieramente hablando, con notable desparpajo.

Jackson aborda la cuestión desde la frialdad de las cifras. Así, a lo largo de los últimos tres trimestres, no sólo no se ha producido una mejora de los beneficios empresariales ex financieras -que han sufrido una caída interanual del 30% que, en breve, se verá corregida por el efecto base; mal consuelo parece-, sino que, además, los ingresos han seguido una senda claramente descendente. Si al cierre de 2008 la merma año sobre año era del 14%, de enero a marzo se amplió hasta el 18%, para cerrar a junio con una contracción del 20%. No es de extrañar cuando lo que determina el importe final de facturación es la adecuada combinación entre rotación y margen, volumen y precio, parámetros ambos que han estado bajo presión desde el estallido de la crisis financiera en la economía real y para los que la actual combinación de desempleo-demanda, por una parte, exceso de capacidad productiva-oferta, por otra, no parecen augurar nada bueno en el futuro inmediato.

El consenso de los analistas ve crecimientos positivos menores en ventas en el primer periodo de  2010 (+1%) que vendrán acompañados de aumentos de los resultados corporativos por encima del 20%. Esto únicamente se puede lograr a través de un elevadísimo apalancamiento operativo, consecuencia de una enorme contracción de los gastos, o, por debajo del EBITDA, mediante la adecuada combinación de menores gastos contables y financieros. Dado que lo que nos interesa es el aspecto operativo, centrémonos en él. Pues bien, el autor recuerda, de la mano de Smithers & Co, cómo los márgenes empresariales se encuentran en máximos históricos en Estados Unidos, a niveles del 34% sobre ventas y por encima de la media del 29% desde 1947. Está por ver si se produce o no una reversión dado el cambio de sesgo empresarial hacia la tecnología y los servicios que se ha producido en los últimos años. Pero es una señal de que el espacio de mejora es limitado.

En caso de que el estancamiento de las ventas se prolongue en el tiempo, la mejora de los beneficios empresariales quedaría, visto lo visto, en manos de lo que los respectivos equipos gestores sean capaces de hacer por debajo de las líneas específicas de negocio, esto es: actuando sobre depreciación, amortización, intereses e impuestos. Sin embargo, cualquier progreso por esta parte de la cuenta de resultados participaría, con un alto grado de probabilidad, de dos características fundamentales: su insostenibilidad en el tiempo (el maquillaje, por definición, es temporal y la triste realidad del despertar mañanero aparece antes o después) y su consideración de reflejo de una ausencia de voluntad inversora (menor valor de los activos, menos deuda) que podría convertir el potencial mensaje positivo de hoy en rémora para el mañana. ¿Será por eso que los directivos están vendiendo acciones de sus propias firmas a un ritmo sin precedentes? (FT Alphaville, Insider buying is non-existant).

Es momento, por tanto, de cambiar el foco y de centrarse en lo que verdaderamente puede dar cuerpo a la reciente recuperación de las bolsas. De donde no hay, no se puede sacar. Salvo que ocurra el milagro de los panes y los peces, claro está. Que todo puede ser: hay inversores con una fe que movería montañas. Resulta curioso contemplar cómo el interés por la facturación empresarial y su evolución se produce en situaciones extremas de la realidad económica. Así, sobre unas ventas imposibles se construyó, a principios de este siglo, la burbuja dot.com, resultado de traer a valor presente el potencial de un nuevo paradigma (algo que hace que el mundo nunca vuelva a ser igual) que tardaría un tiempo en mostrar sus efectos. Del mismo modo, cuando la recesión asoma la patita por debajo de la puerta los ingresos vuelven a estar en el punto de mira; no en vano son el indicador más fiable sobre la solvencia o no de la reactivación de la actividad, cifra que hay que poner en consonancia con las respectivas carteras de pedidos, cierto es, especialmente en determinadas industrias. No los pierdan de vista.

Fuente: Cotizalia


Deja un comentario

Un paraíso fiscal, acosado por el fantasma de la bancarrota


Por paradójico que resulte, se está acababando el dinero en uno de los oasis para millonarios y ya sugieren introducir impuestos para evitar la quiebra

Domingo 06 de Septiembre de 2009

Aunque las palabra bancarrota no encaja con el estereotipo que evocan las Islas Caimán, esta es una realidad cada vez más cercana para el archipiélago caribeño. Lejos de la arena blanca y las aguas azul turquesa, los paraísos fiscales, el enriquecimiento y las empresas fantasma, los problemas financieros de la isla se fueron tornando en algo muy concreto.

Por paradójico que resulte, se está acababando el dinero en este oasis para millonarios y, lo que es más extraño aún, se habla de introducir impuestos para evitar la quiebra.

La crisis global también ha llegado a este territorio británico de ultramar, situado trescientos kilómetros al sur de Cuba, algo predecible si se tiene en cuenta que su capital, George Town, es considerada el quinto centro financiero del mundo.

El archipiélago cuenta sólo con 52.000 habitantes, pero es sede de miles de compañías, bancos y fondos de inversión de riesgo. La mayoría de estos negocios han resultado afectados por la crisis. Además, a los propios problemas de estas empresas se sumaron las presiones externas: las Islas Caimán fueron incluídas en la "lista gris" de paraísos fiscales durante la pasada cumbre de países del G20, lo que no resultó beneficioso para la imagen ni los negocios.

Es así que el archipiélago caribeño atraviesa dificultades y Londres, "su hermana mayor", se niega a ayudarlas. A la vista de las deudas significativas registradas en el pasado año fiscal, las Islas Caimán deben contar con la autorización del gobierno británico para contraer nuevas deudas. Pero éste se niega a aceptar que pidan prestados u$s372 millones locales (unos u$s457 millones estadounidenses).

Y tampoco ha autorizado los u$s30 millones locales que hubieran necesitado para pagar salarios y subcontratados durante el mes de septiembre.

El secretario de Estado del ministerio británico de Hacienda, Chris Bryant, advirtió a los líderes de la isla de la necesidad de controlar el déficit antes de contraer más deuda. "Me temo que no tienen otra alternativa que plantearse la introducción de nuevas obligaciones fiscales, un impuesto de la renta o sobre las propiedades", fue su polémica sugerencia.

La indignación es grande en un territorio que se vanagloria de no imponer contribuciones directas. Tras este consejo británica, el jefe de gobierno de las islas, William McKeeva Bush, se apresuró a prometer que hará "todo lo posible para superar estos tiempos turbulentos" sin dañar el turismo ni el sector financiero.

Los empresarios no creen que la amenaza sea inminente. "Los impuestos son sólo una sugerencia", declaró Charles Jennings, de la consultora Maples and Calder, al diario Financial Times. "No hay absolutamente ningún indicio" de que se impondrán tasas fiscales a los fondos o el sector "offshore", agregó.

El Gobierno hizo declaraciones en el mismo sentido este viernes y subrayó que no hay "ninguna necesidad" de introducir impuestos directos, porque la industria de las finanzas volverá a florecer. "Las Islas Caimán se beneficiarán de la recuperación mundial", se indicó.

Indignación con Londres
En todo caso, en las Caimán crece la indignación por la actitud de Gran Bretaña, responsable de su antigua colonia aunque ésta tenga una amplia autonomía. Existe "una obligación legal de actuar en favor de las Islas Caimán", subrayó Anthony Travers, de la Asociación de Servicios Financieros del archipiélago.

Desde Londres lo que preocupa es que otros paraísos fiscales bajo su tutela atraviesen crisis similares. Por ello, el Ministerio británico de Exteriores ha enviado al parecer una advertencia a la isla de Anguilla para que controle sus finanzas públicas.

Han saltado las alarmas, pero el gobierno de las Caimán busca convencer de que una "quiebra nacional", como anunciaba recientemente el rotativo británcio The Guardian, podrá evitarse.

"Tenemos más valores patrimoniales que deudas", aseguró Bush y aclaró que los proyectos de infraestructuras también han contribuido al endeudamiento, informó la agencia DPA.

"Nos salvaremos, tenemos las mismas posibilidades de hacerlo que Gran Bretaña o cualquier otro país", concluyó. Sin embargo, las dudas sobre cómo arreglará el déficit local sin cobrar impuestos o contraer deuda hacen que la idea de la bancarrota no termine de diluirse en el horizonte de las Islas Caimán.

Fuente: InfobaeProfesional


Deja un comentario

10 pasos para tener unas finanzas sanas

Monitorear tus ingresos y la manera en que los gastas es esencial para evitar daños a tu economía; la mejor manera de utilizar tu dinero es realizar un gasto consciente y comparar precios, más aún en tiempos como los que se viven en la actualidad.

Aristimuño Herrera & Asociados/CNNexpansión

coin25ban Administrar tus finanzas personales es crucial para evitar descalabros económicos. Y es que la incertidumbre financiera no es un tema ajeno a la economía familiar, ya que los impactos repercuten directamente en tu bolsillo.

Así que antes de que ‘la crisis te alcance (o te rebase)’, sigue estos consejos para mantener tu economía a flote.

Primero lo básico: prioriza tus necesidades para comprar sólo lo que realmente necesita tu familia. Cada individuo tiene necesidades propias, por lo que es necesario analizar y ordenar los gastos según su importancia, identificando aquellos que son indispensables. Analiza si lo que comprarás, a crédito o de contado, es realmente necesario.

Siempre compara: Compara precios y calidades con objeto de aprovechar la competencia entre proveedores. La investigación previa es básica para realizar una buena compra, lo que requiere tiempo, con la posibilidad de identificar ofertas o promociones de los artículos a adquirir.

Primero liquida las deudas: lo mejor es hacerlo siempre a tiempo para evitar que ‘te coman’ los intereses. Liquida el saldo de las tarjetas de crédito en la fecha que indica el estado de cuenta, para así construir un buen historial crediticio.

< Ahorra en la medida de lo posible, para obtener un mejor provecho de tus ingresos en el futuro. Fomentar la cultura del ahorro es un trabajo en equipo en el que debe participar la familia.

Sé objetivo: lo mejor es establecer metas realistas para identificar deseos posibles. Fija un objetivo específico, factible de medir y con una fecha de cumplimiento para alinear el esfuerzo financiero, lo que te permitirá tener unas finanzas sanas y no tener sobresaltos.

Que no te controlen los impulsos: haz un gasto consciente y evita las compras por impulso. No planear el uso del ingreso puede provocar gastos innecesarios que desajusten las finanzas familiares. Lleva cada gasto a nivel consciente, cuestionando si lo que se vas a comprar tiene o no una razón de ser.

Utiliza el crédito a tu favor, no adquieras deudas que no puedas pagar. El crédito y las tarjetas de crédito son muy útiles para adquirir bienes o servicios que difícilmente se pueden comprar en efectivo, pero si se utilizan de manera irracional se pueden convertir en un problema. Conoce el Costo Anual Total (CAT) de cada una para que puedas darles un mejor uso.

Reduce deudas a fin de no destinar una parte importante de tu ingreso a su pago. Para diseñar una buena estrategia de reducción de deudas es necesario identificarlas y, si es el caso, reconocer que existe un problema.

Analiza tus finanzas familiares con objeto de elaborar un presupuesto que te permita cumplir tus metas. Conocer ingresos, gastos, activos, deudas y ahorros permitirá el mejor aprovechamiento de los recursos, los cuales siempre son limitados.

Elabora un plan de gastos con la finalidad de ajustar tus desembolsos para distribuir los ingresos de forma que se satisfagan las necesidades de la familia y de ti mismo.

Fuente: Banca y Negocios


1 comentario

5 tips para manejar y relacionarte con tu dinero: mitos y realidades

Debes tener la mentalidad adecuada para ganar y obtener resultados de 10 en tus finanzas personales. Es importante distinguir y aprovechar las oportunidades para obtener el dinero. No he conocido a nadie que se moleste por tener o recibir dinero.

Aristimuño Herrera & Asociados y Héctor Gonzalez Díaz-Barreiro

2008101061Dinero-mod2 Pero sí he conocido a mucha gente que no le gusta hablar del dinero o que le parece un tema impropio. He conocido a no pocas personas que me dicen que el dinero es algo que no les importa, que su mente está en cosas ‘superiores’. El dinero y los mitos En nuestra cultura, el desdén por el dinero es considerado como una virtud: los pobres son bondadosos y los ricos avaros o injustos. ¿Quién no ha escuchado expresiones como ‘cochino dinero’, ‘pobre pero honrado’ o ‘más tiene quien menos necesita’?

Ante esos antecedentes es necesario hacer un cuestionamiento de nuestra forma de pensar y relacionarnos con respecto al dinero. Si bien es cierto que el dinero no puede ser tomado como un fin en sí mismo, no cabe duda que es el medio para conseguir muchas de las realizaciones personales en todos los ámbitos, por lo que hay que quitarnos las ideas que nos generen confusión respecto a la importancia de buscarlo.

En fechas recientes ha tenido bastante éxito un libro y un video titulados El Secreto y una de sus principales recomendaciones es el tener la convicción de que el dinero realmente nos llegará. No es que vaya a ocurrir por arte de magia, sino que pasará lo mismo que cuando vamos a comprar un determinado modelo de auto: empezamos a ver ese modelo por todos lados, igual pasará con el dinero, empezaremos a ver las oportunidades de obtenerlo.

Pero ese pensamiento nos permitirá también ir borrando muchos ‘frenos’ subconscientes que posiblemente nos hacen creer que no podemos ser ricos: pensar que la posición económica es heredada irremediablemente, o que no se cuenta con los estudios o la experiencia adecuada, o que sólo con corrupción se hace dinero.

Liberarnos de esos frenos y contar con la convicción de que podemos conseguir y disfrutar el dinero es una condición básica para el éxito financiero.

Tienes que crearlo

Esta segunda clave es sumamente importante. Proviene de entender que el dinero representa el valor que alguien estuvo dispuesto a pagar por algo.

Si lo que hacemos tiene un gran valor, conseguiremos mucho dinero y al revés, si lo que hacemos tiene poco valor, el dinero que conseguimos será modesto.

Bajo esta perspectiva, crear dinero implica el hábito de generar valor en todo lo que hacemos, pero particularmente en el trabajo, ya sea como empresario, emprendedor o empleado: no basta un trabajo bien hecho, hay que asegurarnos que sea valioso para quien va a recibir el servicio o producto, de manera que esté dispuesto a pagar más de lo normal, llámese en precio pagado, frecuencia de compra, sueldo o crecimiento laboral.

Y como el valor es siempre algo percibido, necesariamente hay que saber vender, no importa el ámbito en el que uno se mueva: producción, servicios, investigación, educación, etcétera, en cualquiera de ellos hay que saber vender para que ese valor que generamos sea percibido por el cliente. Quien no sabe ser un buen vendedor, difícilmente creará dinero.

Respétalo

“El dinero es celoso, si no lo cuidas, se va con otro” dice un viejo refrán popular que expresa una gran paradoja: con frecuencia nos esforzamos mucho por obtener dinero pero luego somos muy poco cuidadosos para manejarlo. Y no nos referimos al hecho de ahorrar o tener un presupuesto, sino simplemente al cuidado más inmediato del efectivo y del dinero en sí.

Cuando nos damos cuenta de que el dinero es la representación de un valor generado y por lo tanto lo respetamos incluso físicamente, estamos preparando nuestra mente para aprovecharlo de la mejor manera.

Una cartera con billetes bien ordenados refleja el respeto y cuidado que se le tiene al dinero.

Quien sabe organizar su dinero en distintas cuentas bancarias para diferenciar sus tipos de gastos o quien sabe revisar con frecuencia los estados de cuenta para identificar cada entrada y cada salida es, sin duda, una persona que sabe respetar su dinero.

El respeto al dinero se refleja también en saber cobrar lo que nos corresponde y pagar cumplidamente las deudas que adquirimos.

La persona que sabe respetar el dinero está en las condiciones adecuadas para tener la mentalidad de aprovecharlo e incrementarlo.

Enfócalo

La experiencia inicial con el uso del dinero para la mayor parte de las personas es recibirlo de los padres y usarlo para comprar sus gustos. Más adelante pasan a ganar con su trabajo y utilizarlo para cubrir las necesidades básicas. Llamémosle esquema básico de ingreso-gasto.

Pero la verdad es que no son pocas las personas que se quedan permanentemente en ese esquema básico sin evolucionar a un esquema que integre todo el alcance que el dinero debe tener en nuestra vida para brindar no sólo satisfacción de necesidades sino dar seguridad, protección, capacidad de multiplicar riqueza, posibilidad de mejorar el entorno, entre otros.

Aquí es donde una adecuada mentalidad para las finanzas personales empuja a adquirir el conocimiento necesario para enfocar el dinero de la mejor manera posible, en cada una de las zonas, de acuerdo a las propias circunstancias:

El patrimonio nos permite adquirir fortaleza para el presente y el futuro, con unos buenos activos (ahorros, fondos, inmuebles, etc.) que deben tener el balance de rentabilidad y de seguridad que más le acomode a cada uno.

El gasto marca la calidad de vida pero hay que saber dominar para disfrutar sin el riesgo de desequilibrarse.

El crédito, bien utilizado, puede ser una excelente apoyo para crear el propio patrimonio y para organizar los flujos del gasto.

La prevención, donde entran los seguros y otras previsiones, como los testamentos, es indispensable para proteger los propios planes y a la gente que más quiere uno

Las contribuciones al entorno permiten un balance con las personas y las instituciones que nos rodean, desde ayudas y donativos hasta un adecuado manejo fiscal.

Suéltalo

Suzie Orman, renombrada experta de finanzas personales, cuenta la anécdota de que en un viaje a un pueblo mexicano le llamó la atención ver a unos pericos en venta que estaban tranquilamente agarrados de un palito sin escaparse.

Al preguntar al vendedor cual era la razón por la cual éstos no volaban, le respondió que desde chicos los había enseñado a aferrarse a ese palo mientras estaban en la jaula y que ya crecidos, aunque los sacara de la jaula, los pericos continuaban sintiendo que su seguridad estaba en seguir agarrados de ese tronco.

Lo mismo puede pasar cuando una persona basa su seguridad en su dinero: muy fácilmente quedará aferrado a él, perdiéndose de disfrutar otros aspectos maravillosos de la vida. Esto ocurre cuando se pierde la perspectiva de que el dinero es un medio y no un fin en sí mismo.

Está más que comprobado que quien sabe desprenderse generosamente del dinero para ayudar a otros, está creando en su cabeza una mentalidad de abundancia que lo dispone para recibir más. Por el contrario quien se vuelve avaro, necesariamente se irá contaminando de una mentalidad de escasez que trastornará su vida y la de los que lo rodean.

La mentalidad de saber soltar el dinero permite darle perspectiva a las pérdidas económicas o a las crisis financieras personales o colectivas, pues da la capacidad de entender que todas las economías tienen ciclos y que, por lo tanto, atravesar las zonas bajas no debe ser motivo de depresión o desesperación, sino que, por el contrario, se deber ver con la confianza de que se encontrará la forma de salir adelante.

Estas son las cinco claves del dinero, pero no basta con conocerlas, es necesario irlas arraigando poco a poco en nuestra mente hasta que tengamos realmente esa mentalidad adecuada para tener éxito con el dinero, no sólo para conseguirlo sino, lo que es más importante, para disfrutarlo equilibradamente.

Con información de Aristimuño Herrera & Asociados y Héctor Gonzalez Díaz-Barreiro. (Profesor del Tecnológico de Monterrey y coautor del libro Ponte vivo con tu Dinero)

Fuente: Banca y Negocios


Deja un comentario

La industria de ‘hedge funds’, en estado de shock

José Manuel Gómez-Borrero – 15/12/2008

La noticia del viernes pasado sobre el fraude piramidal cometido por Bernard Madoff tiene a toda la industria dehedge funds, gestores e inversores, en estado de shock. Siento reconocer que al no haber nada de información precisa y creíble sobre el asunto y haber varias contradicciones en la denuncia del FBI, todo lo que voy a contar aquí es pura especulación, pero voy a intentar plantear una serie de cuestiones que ayuden al análisis de la situación: 

De entrada, quiero decir que lo que parece que ha pasado, no debería poder pasar en un hedge fund. Es prácticamente imposible. Me explico. Desde que se institucionalizó la inversión en hedge funds se introdujeron una serie de salvaguardas de manera que cuando alguien invierte dinero en un hedge fund (que es un gestor generalmente no regulado y libérrimo para gestionar el dinero como le plazca) no se limita a transferir su dinero a una cuenta en las Islas Cayman a nombre de un grupo de señores muy listos con oficina en Park Avenue, sino que lo hace a una cuenta custodiada y administrada por terceras partes independientes, creíbles y solventes completamente separadas del gestor. De hecho, el gestor sólo tiene autorización para ordenar operaciones de compra o de venta de diferentes instrumentos financieros sobre esa cuenta, pero no tiene capacidad de tocar esos activos. Es la primera regla. Estar seguro de que el gestor no se puede llevar el dinero. Así pues, primera precisión: Contrariamente a lo que estamos leyendo en prensa, Madoff NO ES UN HEDGE FUND. Madoff es un bróker y asesor financiero (regulado por la SEC, por cierto) que gestionaba dinero de clientes.

Segundo:  La estrategia de inversión que Madoff llevaba muchos años implementando para sus clientes se denomina “split-strike conversion” que consiste en, mediante la compra y venta de acciones líquidas y opciones sobre las mismas, arbitrar las volatilidades esperada y realizada. A los paganos en la materia les parecerá muy sofisticado, pero en realidad es una estrategia más vieja que la tos y que todas las mesas de los bancos de inversión intentan explotar desde hace mucho tiempo. Precisamente porque está muy competida, la rentabilidad de esta estrategia de inversión tiende a ser de Libor+1%, y lo curioso es que Madoff llevaba años y años generando rentabilidades muy superiores (Libor+5% o más) y nadie entendía cómo, por lo que siempre ha habido mucha suspicacia e incluso investigaciones del regulador al respecto (y nunca se había apreciado ningún indicio de fraude). Ahora sabemos cómo lo conseguía, y lo increíble es que el regulador no lo hubiera detectado…

Tercero: La clientela tradicional de Madoff estaba formada por inversores privados de considerable patrimonio personal que, atraídos por la atractiva rentabilidad y baja volatilidad que ofrecía, probablemente confiaban en él por el simple hecho de estar regulado por la SEC y le mandaban la pasta directamente a su empresa (sin administrador ni custodio independiente). Siempre habíamos oído que su modelo de negocio se basaba un poco en el  “cocktail-party circuit”, o sea, en que los clientes adinerados se recomendaran unos a otros la inversión en los fondos de Madoff cuando coincidían en las fiestas de los Hamptons o del Metropolitan, pero que realmente había poco “due-dilligence” por su parte.

Cuarto: A pesar de que las instituciones, en general, no invertían directamente en los opacos fondos de Madoff (resultaba “too good to be true” y ninguna se arriesgaba a poner dinero si no podía hacer un buen due-dilligencede sus procesos), sí hay una serie de instituciones que contrataban a Madoff para que, aplicando su exitosa metodología de inversión, gestionara su dinero (o el de sus clientes) a través de “feeder funds” o de lo que llamamos “managed accounts”, y que, básicamente, consistía en autorizar a Madoff a gestionar unos activos que estarían depositados y custodiados separadamente de los de su empresa por custodios independientes. Son estas “managed accounts” las que una serie de instituciones han empaquetado y han distribuído entre todo tipo de clientes institucionales y particulares alrededor del mundo, entre otros sitios en España. En estos casos, el inversor final confiaba en que el empaquetador/distribuidor hubiera hecho un buen “due-dilligence” de Madoff o que al menos tuviera los activos segregados, controlados y bien custodiados para evitar que lo que ha ocurrido pudiera pasar. Así pues, y sólo estoy especulando, o los activos de estas instituciones realmente estaban segregados y no se han perdido, o éstas han sido objeto del mayor fraude financiero de la historia, en cuyo caso habrá que estudiar las connivencias y responsabilidades de custodios, administradores, auditores y del propio regulador.

Y quinto: Es inevitable que este escándalo salpique a toda la industria de gestión de activos, y especialmente a la industria de hedge funds ya que estos productos que subcontrataban a Madoff como gestor se han vendido como hedge funds. Realmente es lo último que necesitaba este sector tras el complicado año que ha sufrido y la mala prensa que ha recibido. Muchos pensarán que se trata del golpe de gracia para este tipo de gestión y seguro que habrá un gran clamor exigiendo mayor regulación. Sin embargo, quiero terminar insistiendo en que el fraude puede ocurrir en cualquier parte, y que precisamente Madoff estaba regulado por la SEC. La paradoja está en que cuanta más regulación, si el regulador no tiene suficientes medios de supervisión, más peligroso resultará para los inversores, pues Estos, sobreconfiando en el hecho de que el vehículo esté regulado, renunciarán a hacer el due-dilligence que los inversores en hedge funds hacen regularmente.

Fuente: Cotizalia


Deja un comentario

10 pasos para tener unas finanzas sanas

Wall-Street-Bull 29 de octubre de 2008

CIUDAD DE MÉXICO (CNNExpansión.com) — Administrar tus finanzas personales es crucial para evitar descalabros económicos, más aún en tiempos de crisis como los que se vive en la actualidad.

Y es que la incertidumbre financiera no es un tema ajeno a la economía familiar, ya que los impactos repercuten directamente en tu bolsillo.

Así que antes de que ‘la crisis te alcance (o te rebase)’, sigue estos consejos que la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) da para mantener tu economía a flote.

  • Primero lo básico: prioriza tus necesidades para comprar sólo lo que realmente necesita tu familia. Cada individuo tiene necesidades propias, por lo que es necesario analizar  y ordenar los gastos según su importancia, identificando aquellos que son indispensables. Analiza si loq eu comprarás, a crédito o de contado, es realmente necesario.
  • Siempre compara: Compara precios y calidades con objeto de aprovechar la competencia entre proveedores. La investigación previa es básica para realizar una buena compra, lo que requiere tiempo, con la posibilidad de identificar ofertas o promociones de los artículos a adquirir.
  • Primero liquida las deudas: lo mejor es hacerlo siempre a tiempo para evitar que ‘te coman’ los intereses. Profeco aconseja liquidar el saldo de las tarjetas de crédito en la fecha que indica el estado de cuenta, para así construir un buen historial crediticio.
  • Ahorra en la medida de lo posible, para obtener un mejor provecho de tus ingresos en el futuro. Fomentar la cultura del ahorro es un trabajo en equipo en el que debe participar la familia.
  • Sé objetivo: lo mejor es establecer metas realistas para identificar deseos posibles. Fija un objetivo específico, factible de medir y con una fecha de cumplimiento para alinear el esfuerzo financiero, lo que te permitirá tener unas finanzas sanas y no tener sobresaltos.
  • Que no te controlen los impulsos: haz un gasto consciente y evita las compras por impulso. No planear el uso del ingreso puede provoca gastos innecesarios que desajusten las finanzas familiares. Lleva cada gasto a nivel consciente, cuestionando si lo que se vas a comprar tiene o no una razón de ser.
  • Utiliza el crédito a tu favor, no adquieras deudas que no puedas pagar. El crédito y las tarjetas de crédito son muy útiles para adquirir bienes o servicios que difícilmente se pueden comprar en efectivo, pero se utilizan de manera irracional se pueden convertir en un problema. Conoce el Costo Anual Total (CAT)  de cada una para que puedas darles un mejor uso.
  • Reduce deudas a fin de no destinar una parte importante de tu ingreso a su pago. Para diseñar una buena estrategia de reducción de deudas es necesario identificarlas y, si es el caso, reconocer que existe un problema.
  • Analiza tus finanzas familiares con objeto de elaborar un presupuesto que te permita cumplir tus metas. Conocer ingresos, gastos, activos, deudas y ahorros permitirá el mejor aprovechamiento de los recursos, los cuales siempre son limitados.
  • Elabora un plan de gastos con la finalidad de ajustar tus desembolsos para distribuir los ingresos de forma que se satisfagan las necesidades de la familia y de ti mismo.

Fuente: CNNExpansión